Teatro Opera Orbis Seguros

TONOLEC es un dúo musical originario de Resistencia, Chaco. Está integrado por la cantante Charo Bogarín y el músico Diego Pérez, quienes desde hace más de una década, fusionan los cantos nativos de las etnia toba (qom) y mbya guaraní con la música electrónica.

LA CHICANA
La Chicana presentar sus dos últimos discos en Niceto: “Antihéroes y Tumbas” y “La Pampa Grande”

 

-

TONOLEC es un dúo musical originario de Resistencia, Chaco. Está integrado por la cantante Charo Bogarín y el músico Diego Pérez, quienes desde hace más de una década, fusionan los cantos nativos de las etnia toba (qom) y mbya guaraní con la música electrónica.

En su música, se realza el espíritu de los pueblos originarios y la identidad musical de su país, siendo considerados la nueva tendencia del folclore Argentino.

El principal objetivo de TONOLEC es crear un sonido que vuelva

su mirada hacia las raíces musicales más profundas del lugar donde fueron criados.

En la propuesta de TONOLEC se unen lo ancestral con lo contemporáneo de manera justa y armoniosa.

Las canciones tradicionales que aprendieron, les fueron transmitidas directamente por los ancianos de la comunidad toba del Chaco y por los coros de niños de las comunidades mbya guaraní de Misiones.

 

LA CHICANA

La Chicana presentar sus dos últimos discos en Niceto: “Antihéroes y Tumbas” y “La Pampa Grande”

Con Sebastian Zasali en bandoneón, Carolina Rodíiguez en violín, Agustin Barbieri en percusión, Patricio Cotella en contrabajo, Antonio Grondona en bajo eléctrico, Dolores Solá en voz, Acho Estol en guitarra y dirección musical.

En el universo que propone La Chicana - bajo la idea musical de que el tango es folklore - el tango (y sus primos hermanos, el vals, la canción criolla y la milonga) se encuentra con ritmos del norte y litoral argentino como chamamé, chamarrita y chacarera; como así también canciones extranjeras (desde "tangos" berlineses a parientes cercanos como el pasodoble y la cumbia). Estos dialogan con las composiciones confesionales y agridulces de Acho Estol que contienen letras donde el sarcasmo y la desilusión se pasean siempre con una sonrisa ganadora.

“Hacemos como Gardel y los cantores nacionales, que cantaban jota, shimmy, foxtrot, chacarera, estilo, fado... todo entremezclado con tango, clásico o propio. La decadencia de las disquerías - y las nuevas formas de comunicación – ayudan tal vez en esta lucha de apertura artística contra las etiquetas del marketing, que nos solían ubicar rígidamente en la batea de tango”.

Otros shows que te pueden interesar